La gastronomía de Antequera ofrece oportunidades tan diversas como deliciosas. La herencia culinaria que a lo largo de la historia han ido dejando las numerosas culturas y civilizaciones que se han asentado en sus tierras la convierten en una de las más variadas y saludables de toda la comunidad de Andalucía. Siendo, junto con su gran riqueza monumental y sus impresionantes parajes naturales, uno de los principales atractivos que cada año atrae a miles de turistas a la comarca. De hecho, comer en Antequera es una de las actividades obligadas que debe realizar cualquier persona que se adentre en un viaje por las tierras del interior de Andalucía. Además, no hay nada mejor para reponer fuerzas después de una intensa jornada visitando todos los atractivos monumentales y naturales que alberga la ciudad.

Entra en cualquiera de sus numerosas cocinas y déjate guiar por las recomendaciones de cada lugar, distintas en cada casa, bar o restaurante, pero con la esencia común del buen saber hacer de sus cocineros. Tanto si vienes de visitar como si te diriges a visitar El Torcal o el nacimiento de la Villa, en el Restaurante Museo Molino Blanco te invitamos a hacer una parada para relajarte y probar los platos típicos de Antequera. Rodeado de majestuosas montañas y situado a pocos kilómetros de un espectacular paraje kárstico único en toda Europa que, sin duda, hará las delicias de los amantes de la naturaleza y del senderismo. En nuestro establecimiento podrás disfrutar de una extensa y variada carta donde se incluyen los platos tradicionales de Antequera y otros con toques más vanguardistas, acompañados de los mejores vinos de la zona. Una auténtica cocina andaluza pero con matices propios de la tierra.

platos típicos de antequera

La rica gastronomía antequerana debe su esencia a tres factores principales. Por un lado, la profunda herencia que dejaron los árabes y judíos durante su asentamiento en estas tierras. Y, por otro, la geografía y las condiciones climáticas de la zona y la base que proporcionan los cultivos de la fértil Vega, con hortalizas, legumbres y cereales de gran calidad, y un exquisito aceite de oliva elaborado en la tierra. Todos ellos ingredientes esenciales de la afamada dieta mediterránea. Cabe destacar que los eméritos reyes de España Juan Carlos I y Sofía son unos confesos enamorados del aceite de Antequera, además de sus molletes.

Porra antequerana

No puedes visitar la localidad sin probar su deliciosa porra. El plato estrella de la gastronomía de Antequera. Muy similar al salmorejo cordobés pero más espeso. Elaborada con ajo, pan duro, aceite de oliva y tomates pelados. Aunque algunas personas también le añaden pimiento. Antiguamente, sus ingredientes eran majados con un mazo. De ahí su nombre, pero en la actualidad se hace con una batidora. Siempre se sirve frío acompañado de huevo duro y taquitos de jamón, y en algunos casos también con atún. Además, se suele tomar con trozos de pan a modo de cuchara. Un plato ideal para refrescar las tórridas comidas del verano antequerano.

Porra antequerana

Migas antequeranas

Si la porra es un plato ideal para refrescarse en verano, en invierno son tradicionales las migas. Un plato cocinado tradicionalmente por pastores, labradores y arrieros durante muchos siglos. Con un importante aporte calórico que lo hacía ideal para reponer fuerzas durante las largas jornadas en el campo. Puede elaborarse con pan duro o con harina de sémola y generalmente se acompaña de embutidos, pescados o frutas. Siendo los más habituales el chorizo, el lomo, el huevo y el pimiento frito. Pero también puede convertirse en un postre dulce cuando se acompañan con chocolate, sandía o melón. ¿Sorprendente, verdad?

migas antequeranas

Bienmesabe antequerano

No debe confundirse con el bienmesabe madrileño, que es una imitación del cazón en adobo andaluz. El bienmesabe antequerano es un postre de gran tradición de herencia árabe que se elabora con almendras, azúcar, huevos, almíbar de cidra y canela molida, y en algunos casos también con bizcochos de plantilla. Puede servirse entero en una fuente, pero en los restaurantes de Antequera lo habitual es que se sirve en raciones individuales dentro de pequeños recipientes.

Bienmesabe antequerano

Otros platos típicos de Antequera

Además de todas estas elaboraciones que acabamos de mencionar, en tu viaje también podrás disfrutar de otros platos tradicionales de Antequera como el guisado de patas, el gazpachuelo, el ajoblanco, la ensalada de cardos o el pío antequerano. Platos que abren un sinfín de posibilidad y que combinan perfectamente con los platos en los que las carnes de caza o el pescado son los protagonistas, como el chivo a la pastoril, el conejo a la cazadora o los boquerones rellenos. Además, en función de la época del año también es posible encontrar los mantecados, famosos en toda Andalucía, los pestiños, las torrijas y los roscos típicos de Semana Santa.